Hace poco leí un suceso de los que me hacen partirme de risa: Una joven cae de un quinto piso, realizando Yoga Libre colgada en la barandilla del balcón de su casa.

Lo divertido está en que esta chica se llama Alexa Terrazas.

No podría haberse apellidado García o Smith. Terrazas.

El cosmos a veces tiene un humor raro.

En el cuerpo de la noticia te hablaban del yoga libre, que es un concepto que no es para todo el mundo, que tiene que ver con la acrobacia, y que hay que estar muy metido en el tema para dominarlo.

Y es que por muy raro que sea un negocio, sólo tiene que encontrar a su público.

Una persona como Alexa Terrazas, se pasa por el local de Bikram Yoga que debajo de mi casa y se muere del asco. Porque ella quiere algo extremo.

Muchas veces disfrazamos nuestro negocio de algo más generalista intentando atraer a más público, pero lo que conseguimos es espantar a nuestro cliente ideal.

Por eso, si quieres que escriba textos para tu negocio que conecten con tu cliente ideal, ponte en contacto conmigo.

Si antes quieres saber por qué textos podemos empezar, descúbrelo aquí.

Un saludo,

R.

PD: Estoy convencida de que todo negocio tiene su Alexa Terrazas. Para encontrar la tuya, clica en el enlace.